Semana 13 (o 14 según parece)

miércoles, 22 de abril de 2015

Esta semana ha sido intensa. Tuvimos un pequeño susto. Estábamos paseando Pablo y yo una mañana cuando de repente me noté muy mojada, más de lo acostumbrado. Vamos, la sensación fue la de "echar líquido". Al llegar a casa, tenía la ropa interior empapada, como si me hubiera hecho pis, aunque no era el caso.
Ante la duda, decidimos ir a la médico de cabecera que no dudó en mandarnos al hospital (supongo que porque allí no podía evaluarlo bien) pero a mi no me pareció como para tanto. En fin, que en esta situación si te dicen "haz esto", vas y lo haces por si acaso, y más yo que me asusto facilmente, aunque ese día estaba bastante serena. La cosa empezó a ponerme algo nerviosa en el hospital cuando el médico que me atiende me dice que no me puede decir nada de momento y que no me mueva de la silla, que pueden ser dos cosas. Yo intentaba explicarle y quitarle importancia pero el seriamente (es su trabajo también), no lo hizo y me dijo simplemente que por ahora, no quería decir nada. Ahí, lo reconozco, me asusté un poquillo.

Las opciones eran dos:

1-Un tapón mucoso que se forma durante bastante tiempo, ya que ahora segregamos más flujo y aquello está en funcionamiento a tope produciendo cambios en mi interior, y que de repente, haciendo algún esfuerzo, sale sin más y puede ser bastante abundante y líquido.
2- Una rotura de la bolsa y salida de líquido amniótico. Eso me lo dijeron después. Mira que yo soy retorcida y busco donde no hay, pero eso no se me había pasado por la cabeza, aunque puede ser obvio. Como he dicho, esta vez estaba tranquila relativamente.

Resultó ser lo primero. Lo revisaron todo en una eco y vimos al peque o la peque dando vueltas y nadando a su aire, moviéndose un montón y feliz de la vida. Todo estaba en su lugar. Así que nada, sin más historias, de vuelta a casa con la lección aprendida por si me vuelve a pasar.

Una preocupación
El radiólogo, sin conocer mi hipocondría, me dijo en un determinado momento que tenía la placenta un poco baja y claro, ya ahí yo empecé a darle vueltas y vueltas al tema. Resulta, que en principio no tiene importancia, si no quizás más avanzado el embarazo y que ha de preocupar si se presenta un sangrado. En caso contrario, de momento y siendo prácticamente el principio, vida normal y no tiene sentido hablar de esto siquiera. Esto me lo ha dejado claro mi ginecóloco. Pobre...no sé cuantas veces le he preguntado lo mismo. Infinita paciencia la de este hombre conmigo.
En definitiva, él me miró con la eco y me explicó que sí que se encuentra bajita ahora pero que conforme pasen los meses irá subiendo, que es lo que suele pasar con el crecimiento del útero mientras avanza el embarazo y que no tengo razones para preocuparme. Le pregunté incluso si tenía que hacer algo especial, reposar o algo y me dijo que nada, que todo normal como siempre. La verdad que aunque a veces le parezca a él que no encuentra manera de dejarme totalmente tranquila, yo confío plenamente en él (aunque mi actitud demuestre lo contrario en ocasiones con tanta duda) y sé como él bien dice, que si tuviera la más mínima duda, me miraría hasta el fondo del ojo, aún no siendo su especialidad. Como me conoce bien, me escribió una nota para que la leyera cada vez que tuviera la duda: "La placenta subirá conforme pasen los meses y está normoinserta y en la pared anterior". La firmó y todo. Qué encanto!!


La visita
El doctor me explicó los resultados del screening y la eco y decidió que era conveniente adelantar la posible fecha de parto en función a los datos de la eco que parece indicar que hay una semana más de gestación. Me ha puesto este margen: 14-20 Octubre.
En la eco pudimos ver al bebé moviéndose y cambiado de postura e intentamos ver el sexo, pero era difícil porque no se dejaba mucho. Al final, no lo logramos, nos quedamos con la duda. Solamente comentó que de momento, no le había parecido un niño. ¿Qué pasará finalmente? Qué intriga!!

El bebé
Estas semanas el bebé adquiere ya una postura más recta porque el cuello se alarga y es posible que empiece a crecerle algo de pelo. También el pelo de las cejas y el vello corporal empiezan a aparecer ahora.

Lo que yo sentí
Esta semana francamente nada. Cada vez voy menos al baño, especialmente por las noches. Náuseas no tengo practicamente, aunque los olores me provoquen alguna arcada pero es sólo eso. El pecho practicamente insensible ya. Alguna vez se congestiona un poco si estoy tumbada pero poco más. Si no fuera por las ecos y la barriga, no pensaría que estoy embarazada. Dejo una fotito de cómo se ve mi barriguita ahora :)



0 comentarios:

Publicar un comentario

 
template design by Studio Mommy (© copyright 2015)